test

El Papa Francisco: "la pederastia: no se resuelve "ahorcando en la plaza San Pedro a 100 sacerdotes"

Publicado: 10 Mayo 2019 | Visto 45 veces

El Papa ha destacado que la lacra de los abusos en la Iglesia católica no se resuelve "ahorcando en la plaza de San Pedro a 100 sacerdotes" pederastas al revelar que es "consciente" de que las asociaciones de víctimas ven "insuficiente" la cumbre para la protección de menores celebrada el pasado mes de febrero en el Vaticano.

"Algunas asociaciones no se han quedaron contentas del encuentro de febrero, 'no han hecho nada', decían, yo les entiendo. Tienen un gran sufrimiento dentro. Si hubiéramos ahorcado en plaza San Pedro a 100 sacerdotes acusadores, se hubieran quedado todos contentos, pero el problema no hubiera sido resuelto", ha señalado el pontífice.

Francisco ha hecho estas declaraciones durante su encuentro en el Vaticano con más de 820 monjas superioras provenientes de más de 80 países que han concluido este viernes su plenaria en Roma para definir el futuro de la vida religiosa.

Este jueves se hizo público un nuevo compendio de reglas que obliga legalmente a los obispos a denunciar con celeridad cualquier sospecha de abusos y que establece un plazo de un año para que todas las diócesis del mundo se doten de un sistema público para que también los laicos puedan tramitar denuncias.

En esta línea, Francisco ha destacado que los problemas de abusos "no se resuelven de un día para otro", sino con un "proceso lentamente". "De 20 años a esta parte no hemos tenido conciencia.

Estamos tomando conciencia ahora, conciencia con tanta vergüenza, pero bendita vergüenza. Es un proceso que debemos ir paso a paso adelante para resolver este problema", ha sintetizado.

"Los problemas en la vida se resuelven con los procesos, no ocupando espacios", ha agregado después.

Sentado al lado de la presidenta de la UISG, Carmen Sammut, el Papa ha declarado que el abuso a religiosas por parte de miembros del clero es un problema "serio y grave". "Yo soy consciente de que está también aquí en Roma", ha señalado.

Sin embargo, ha dicho que no se trata solo de "abuso sexual" sino también de "abuso de poder" y "abuso de consciencia" por lo que ha insistido en que hay que "luchar contra esto".

Al hablar del servicio que han de prestar las religiosas ha dejado claro que "servicio sí", pero "servitud no". "No te has hecho monja para convertirte en la mujer doméstica de un clérigo. Podemos decir no, pero si la superiora dice sí...", ha recalcado.

Asimismo, ha manifestado que se debe profundizar en el papel de la mujer y de la mujer consagrada en la Iglesia aunque ha advertido que no se refería solo a la parte "funcional", sino que "lo importante va más allá de las funciones".

Volver

Comentarios