test

Detenidos por ICE cumplen cuarto dia en huelga de hambre en prisión de Louisiana

Publicado: 26 Marzo 2020 | Visto 2207 veces
RICHWOOD, LA — Las autoridades en Estados Unidos deberían tomar todas las medidas necesarias para proteger de la infección por el coronavirus a las personas que están en cárceles, prisiones y centros de detención de inmigrantes, dijo hoy Human Rights Watch. Las autoridades deberían considerar la liberación supervisada y otras alternativas no privativas de la libertad para las personas detenidas que corran un alto riesgo de sufrir consecuencias graves por el COVID-19. Los migrantes detenidos en el Centro de Detención de Richwood en las afueras de Monroe, Louisiana, ingresaron hoy jueves 26 de Marzo al cuarto día de una huelga de hambre en protesta por las condiciones en las instalaciones y la falta de acción del Servicio de Immigracion y (ICE) ante la nueva pandemia de coronavirus. Los defensores de los derechos de los inmigrantes en Louisiana y Mississippi pidieron la liberación de los huelguistas de hambre y de todos los migrantes detenidos por ICE después de recibir llamadas de detenidos que informaban que las condiciones insalubres habían llevado a sesenta detenidos a iniciar una huelga de hambre durante el fin de semana. Uno de los detenido en el Centro de Detención de Richwood, dijo en una llamada grabada que cuando él y otros compañeros iniciaron una huelga de hambre, los guardias apagaron los televisores que generalmente transmiten noticias y "ICE vino y nos dijo que la noticia es mentira ... no creer las noticias ". Explicó además que sesenta de los sesenta y cuatro detenidos en su búnker están en huelga de hambre para exigir su libertad inmediata antes de que se produzca el brote porque "lo que van a hacer es ponernos en cuarentena y el que muera, muera". ... porque aquí, en este centro de detención, no tienen la capacidad de cuidarnos a todos ... Aquí solo hay cuatro enfermeras y un médico que nos visita una vez a la semana ". "Es desmesurado que ICE mantenga a miles de personas que vinieron a este país huyendo de la violencia, para estar con sus familias o simplemente buscando una vida mejor enjaulados en condiciones terribles en las cárceles de Louisiana en un día determinado". El hecho de que los migrantes detenidos hayan decidido que la mejor opción para su salud es ir a la huelga de hambre demuestra cuán inadecuado es que ICE sea responsable de la salud y el bienestar de cualquier ser humano ", dijo Rocio Aguilar, organizador del Congreso de Jornaleros (un proyecto del Centro de Trabajadores de Nueva Orleans para la Justicia Racial). "Todos los días escucho de miembros de nuestra comunidad que están aterrorizados de que las vidas de sus seres queridos detenidos estén a merced de la negligencia y el desprecio de ICE por la vida humana. ICE debe otorgar libertad condicional humanitaria a los huelguistas de hambre y a todos los migrantes detenidos antes de que la pandemia COVID-19 se convierta en una catástrofe de salud pública sin precedentes dentro de sus instalaciones ". Las huelgas de hambre anteriores estallaron la semana pasada en tres centros de detención de ICE en Nueva Jersey después de que un guardia fue diagnosticado positivo con COVID-19, y docenas de organizaciones en todo el país han exigido la liberación inmediata de detenidos de la custodia de ICE para evitar un desastre humanitario. Varios de los colegas del Representante Thompson en la Cámara de Representantes han pedido explícitamente la liberación de los detenidos de ICE, incluido el Presidente del Poder Judicial de la Cámara, Jerry Nadler, y otros seis representantes del Congreso de Nueva York, el epicentro actual de la Crisis de COVID-19, así como la congresista Pramila Jayapal de Seattle, el primer gran centro urbano de la nación con un gran número de muertes por coronavirus. La crisis humanitaria denunciada por los detenidos en el Centro de Detención de Richwood es totalmente prevenible, ya que la gran mayoría de los detenidos de ICE en Mississippi y Louisiana ya son elegibles para libertad condicional humanitaria. Los funcionarios de ICE en la región comenzaron a negar sistemáticamente las solicitudes de libertad condicional en 2018, reduciendo las tasas de concesión de libertad condicional de más del 90% hace diez años a alrededor del 1% en 2018 y 2019. En septiembre, después de que miles de detenidos de Louisiana demandaron a ICE por no seguir su propia libertad condicional según las regulaciones, un juez federal ordenó a ICE que reanudara el proceso y otorgamiento de libertad condicional a los solicitantes de asilo en los centros de detención de la región. El periódico Jambalaya News Louisiana en uno de los programas en vivo a traves de la radio del mismo nombre tuvo al abogado Homero Lopez Director Ejecutivo de Isla Immigration, organizacion sin fines de lucro que le da representación legal a los detenidos en estos centros carcelarios expreso su preocupación por la manera en que ICE esta manejando esta emergencia y a la vez se sumo a las voces de cientos de familiares que estan pidiendo a gritos que liberen a sus familiares. Este medio a sido el recipiente de cientos de llamadas de familiares de todas partes de Estados Unidos preocupados por la situación de sus familiares en las carceles y la rapida propagación del Covid-19 Las prisiones, las cárceles y los centros de detención de inmigrantes deberían considerar reducir sus poblaciones a través de la liberación supervisada u otras medidas para las personas con alto riesgo de sufrir graves consecuencias del virus, como las personas mayores y las que padecen problemas de salud subyacentes. Muchas personas encarceladas en EE.UU. no han sido condenadas por un delito, sino que están encerradas simplemente porque no pueden pagar la fianza fijada en su caso. Los hombres y mujeres de edad avanzada son el grupo de más rápido crecimiento en las cárceles de EE.UU., debido a penas de larga duración, y los funcionarios de prisiones ya tienen dificultades para brindarles una atención médica adecuada. El número de personas en centros de detención de inmigrantes en EE.UU. se ha disparado de una población diaria promedio de 20.000 personas en 2003 a más de 50.000 en 2019, no porque haya más personas que violan las leyes de inmigración de EE. UU. sino debido a los cambios en las políticas migratorias. Por ejemplo, bajo el gobierno de Trump, ha habido una disminución severa en el número de personas a las que se les ha otorgado la libertad condicional o liberación después de pasar el primer paso del proceso de solicitud de asilo. El gobierno también puso fin a las políticas que limitan la detención de las poblaciones que enfrentan mayores riesgos de salud, como las mujeres embarazadas. “Todos los gobiernos, incluido el de Estados Unidos, tienen la obligación de proteger los derechos de las personas privadas de libertad, incluido el derecho a la salud, especialmente cuando la custodia agrava los riesgos que enfrentan”, dijo Austin-Hillery. “Los funcionarios en EE.UU. deberían tomar medidas inmediatas para evitar la transmisión del coronavirus y considerar la posibilidad de encontrar alternativas de custodia para aquellas personas que, en caso de infectarse, están en alto riesgo”.
Fuente: Jambalaya News
Volver

Comentarios