test

El segundo y ultimo debate presidencial con micrófonos controlados

Publicado: 20 Octubre 2020 | Visto 191 veces

Tras el caótico primer debate y el fiasco del segundo, que se canceló por desacuerdos en el formato, finalmente habrá un nuevo cara a cara entre Donald Trump y Joe Biden. Será este jueves 22 de octubre. Y para evitar lo ocurrido en el primero, con constantes interrupciones, la Comisión de Debates Presidenciales, organismo no partidista que organiza estos debates, apagará los micrófonos del presidente y candidato republicano y de su rival demócrata durante algunas partes del evento.

Así, el próximo debate tendrá lugar este jueves en Nashville (Tennessee), durará 90 minutos y estará dividido en seis partes de 15 minutos cada una, cuyos primeros cuatro minutos se dividirán Trump y Biden para una primera declaración ininterrumpida de dos minutos. Serán esos dos minutos de los que gozará cada candidato al inicio de cada tema durante los cuales el micrófono de su rival estará apagado para garantizar que no haya interrupciones.

La Comisión de Debates Presidenciales ha explicado en un comunicado que "ambas campañas reafirmaron de nuevo esta semana su acuerdo con la norma de los dos minutos ininterrumpidos". Y añade: "la Comisión anuncia que para garantizar el cumplimiento de esta norma acordada el único candidato cuyo micrófono estará encendido durante estos periodos de dos minutos será el candidato que tenga la palabra".

Los minutos restantes en cada uno de los temas serán con ambos micrófonos abiertos. En este sentido, la Comisión ha expresado su "esperanza" de que "los candidatos sean respetuosos con el tiempo del otro" pese a que tengan oportunidad de interpelarse o interrumpirse.

"Nos damos cuenta, tras hablarlo con ambas campañas, que ninguna queda totalmente satisfecha con las medidas anunciadas. Una puede pensar que van demasiado lejos y la otra que se quedan cortas. Nos sentimos cómodos de que estas medidas logren el equilibrio adecuado y que sean del interés de la gente", ha remachado la Comisión. Aludía a las quejas del equipo de Trump que sin embargo, finalmente, ha aceptado las normas.

Volver

Comentarios